López Miras: “Lo primero que haré como presidente de la Región de Murcia será exigirle a Pedro Sánchez la aprobación de un Pacto Nacional del Agua”

• “He trasladado a los representantes del SCRATS el compromiso irrenunciable del Partido Popular con el mantenimiento del Tajo-Segura”, ha afirmado el candidato ‘popular’

PP Región de Murcia
López Miras: “Lo primero que haré como presidente de la Región de Murcia será exigirle a Pedro Sánchez la aprobación de un Pacto Nacional del Agua”

24, mayo, 2019.-El candidato a la presidencia de la Comunidad Autónoma, Fernando López Miras, ha mantenido hoy un encuentro con el presidente del Sindicato Central de Regantes del Tajo-Segura (SCRATS), Lucas Jiménez y miembros de su Junta Directiva y les ha trasladado que “lo primero que haré, como presidente de todos los murcianos, será exigirle a Pedro Sánchez la aprobación de un Pacto Nacional del Agua que deberá conducir a un nuevo Plan Hidrológico Nacional que sea sostenible medioambientalmente y desde el punto de vista económico y que apueste por un nuevo modelo de gobernanza del agua”.

“El Partido Popular es el único que tiene un discurso único y nacional sobre el agua, defendemos que en España hay agua suficiente y debe ir de donde sobra a donde hace falta”, ha manifestado.

Para López Miras “el Partido Popular de la Región de Murcia ha abanderado, y lo seguirá haciendo, la defensa de los trasvases y por supuesto del Tajo-Segura del que dependen 100.000 empleos”; puestos de trabajo que, según ha dicho “se ponen en peligro si gobierna el PSOE, porque los socialistas cada vez que hablan de agua es para poner en riesgo la continuidad del Trasvase”. En este punto, ha señalado que “por el Tajo Segura no circula agua sino oportunidades, empleo y el futuro de muchas familias”.

López Miras ha asegurado, en la reunión mantenida con el SCRATS, su compromiso de trabajar “con todos los medios a nuestro alcance para defender el Trasvase Tajo-Segura ante los ataques continuos del Partido Socialista, porque para el PP el mantenimiento del Trasvase es irrenunciable”. Y, ha apostado por “una gestión sostenible del agua que ayude a frenar la desertización y garantice los recursos hídricos suficientes que permitan a nuestros agricultores y regantes mirar con tranquilidad al futuro”.